Noticias

6 consejos para trabajar bajo presión

           Autor: Camila Siqueira
Fuente: Shutterstock

El mercado laboral actual es muy exigente y una de las habilidades que los reclutadores buscan en los candidatos es que éstos puedan manejar la presión ante las múltiples tareas. Ya sea porque tienes que lidiar con un jefe tóxico o porque en determinados momentos tienes una sobrecarga de actividades que debes cumplir en un plazo estipulado, saber manejar el estrés es fundamental para que tu trabajo no afecte tu salud. Descubre 6 tips que te ayudarán a trabajar bajo presión sin disminuir tu productividad laboral. 


Lee también
» ¿Has oído hablar del mobbing o acoso laboral? Conoce esta problemática y evítala
» 5 consejos para afrontar los problemas con compañeros de trabajo
» Las mejores series y películas sobre el mundo profesional

 

6 tips para trabajar bajo presión y controlar el estrés en el trabajo 

 

1 – Establece prioridades en las tareas

Analiza las tareas que tienes que cumplir y comienza por las que tienen más dificultad, priorizándolas sobre aquellas que podrían esperar. Lo primero es que te enfoques en completar las tareas y las críticas sobre el trabajo déjalas para después.

 

2 – Maneja el tiempo

Un buen manejo del tiempo es crucial para combatir el estrés y no llegar con la soga al cuello a último momento, ya que una buena gestión del tiempo te ayudará también a cumplir con las entregas dentro de los plazos estipulados. En este punto es importante que dejes de lado todo lo que pueda distraerte, como las redes sociales, grandes amigas de las procastinación.

 

3 – Lleva una agenda

La planificación es clave para cualquier proyecto, ya que te ayuda a tener todo bajo control y a no olvidar nada de lo que debes hacer. Trázate una rutina de trabajo que te permita llevarlo adelante sin interrupciones y concentrándote en no perder de vista los plazos. Aquí podrás incluir las actividades con las que tienes que cumplir cada día, no olvidando que las más importantes y complejas deben ser prioridad.

 

4 – Mantén el control

Es necesario que aprendas a tener tus emociones bajo control, ya que si te dejas llevar por el pánico y el estrés no podrás pensar con claridad ni cumplir con tu trabajo y lo peor de todo, estarás afectando tu salud. Cuando experimentes alguna sensación de estrés en la oficina, respira pausadamente, tómate un break de algunos minutos, escucha alguna música que ayude a relajarte o utiliza métodos tradicionales como apretar una pelotita de goma (método conocido como “stress ball”).

 

5 – Evalúa la situación

Hacerte la pregunta “¿Qué es lo peor que podría pasarme?” te ayudará a poner todo en perspectiva y darte cuenta que nada es tan grave como parece. Lo peor de todo sería que tengas que cambiar de trabajo, pero no tendrás que llegar a esto si eres un trabajador productivo que siempre cumple con lo que tiene que hacer y que resulta rentable para la empresa. Mejor toma ese proyecto que te está resultando un verdadero desafío tal como lo que es: una oportunidad para crecer.

 

6 – Mantén una actitud mental positiva

Como ya hemos mencionado la salud es lo más importante. Practicar deportes te ayudará a mantener un buen estado físico y mental; pero además es fundamental que tengas una actitud positiva ante la vida, ya que es una de las claves para alcanzar el éxito profesional y personal. Recuerda que el buen humor siempre te ayudará a salir de las situaciones más complejas y a no ahogarte en las dificultades. Además de esto, no te olvides que debes descansar de forma correcta, alimentarte saludablemente  y saber desconectar de la oficina cuando el horario haya terminado.



Tags:
Camila Siqueira Menéndez

Camila Siqueira

Comunicadora en formación constante

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.